Scalibor®  posee un efecto repelente (antialimentación) frente a los flebotomos transmisores de la leishmaniosis canina y ha demostrado una eficacia repelente (antialimentación) frente al flebotomo de entre el 94% y el 98% durante 12 meses.1

Ningún otro collar ha demostrado unos porcentajes de repelencia frente al flebotomo transmisor de la leishmaniosis tan elevados. 

Scalibor® asegura la liberación constante del principio activo, deltametrina, por el roce del collar con el cuello del perro y por el propio gradiente de concentración de la molécula durante todo su periodo de actividad. Además, la liposolubilidad de la deltametrina permite su distribución uniforme a través de la capa lipídica de la piel del perro.

La deltametrina es resistente al agua por las características hidrofóbicas de su estructura, que hacen que sea insoluble en este medio. Además es lipofílica, es decir, que se une a la capa lipídica de la piel, por lo que si el perro se moja, el producto permanece tanto en la piel del perro como en el collar.2

Leismaniosis canina

Scalibor®  también tiene una indicación de protección frente a pulgas y las garrapatas, que continúa siendo de 4 y 6 meses respectivamente, por eso te recomendamos que en función del estilo de vida de tu mascota y de la carga parasitaria en la zona en la que vive, consultes a tu veterinario la opción más recomendable para mantenerle protegido.

 

1.Samara Paulin, Régis Frénais, Emmanuel Thomas Email author and Paul M. Laboratory assessment of the anti-feeding effect for up to 12 months of a slow release deltamethrin collar (Scalibor®) against the sand fly Phlebotomus perniciosus in dogs. Baldwin. Parasites & Vectors 2018 11:529.
2.“Sorption of lambda- cyhalothrin, cypermethrin, deltamethrin and fenvalerate to quartz, corundum, kaolinite and montmorillonite”. H. Chaaieri Oudou et al. Chemosphere 49 (2002) 1285 – 1294.